Un lugar para vivir consciente de vivir

Artículos > ¿Cómo puedo cambiar mis circunstancias?

Circumstancias PortalHolístic
Cristina Jané

¿Cómo puedo cambiar mis circunstancias?

Echamos un vistazo a la relación que hay entre las circunstancias personales y nuestra actitud

21 de septiembre de 2016

 Las frases que nos hacen reflexionar

 “Cree en tu propio éxito, y lo tendrás”  Dale Carnegie

En el último siglo, se han escrito infinidad de citas como esta. Forman parte de un nuevo concepto de espiritualidad basado en la autoayuda o el autoconocimiento, que invita a reflexionar, tomar conciencia y a creer en nosotros para conseguir aquello que queremos.

El mismo Dale Carnegie explicaba que para hacerlo, primero hay que asumir la responsabilidad de nuestras circunstancias de la vida. Pero ¿sabemos cuál es el alcance de esta responsabilidad? ¿De que debemos hacernos responsables?

Cuando nos hacemos responsables de nuestras circunstancias, también lo somos de las acciones y las decisiones que hemos tomado. Cuando las elegimos, nos las quedamos; son nuestras. Por lo tanto, somos propietarios de todo lo que decidimos, hacemos, vivimos, experimentamos, sentimos… Nuestra vida ¡es nuestra! Este es el verdadero alcance de la responsabilidad.

Cuando nos hacemos responsables de nuestras circunstancias, también lo somos de las acciones y las decisiones que hemos tomado

Pero, si soy propietario de mi vida ¿puedo cambiarla, mejorarla…?

¡Sí! Nos lo demuestra el éxito de muchos personajes conocidos. Desde el mismo Carnegie, pasando por Napoleon Hill, Clement Stone, Louis Hay y tantas otras personas -no tan famosas- que nos han enseñado que resulta posible cambiar las circunstancias de la vida, si decidimos hacerlo conscientemente, con un cambio de actitud.

Vamos pues a mostrar una humilde y brevísima pincelada de todo este mundo de las circunstancias personales.

La consciencia de la responsabilidad

El paso más importante y grande es el de hacernos responsables de la vida, creernos propietarios y guardianes, como quién tiene una posesión muy preciada para cuidar. Directores, creadores, escritores conscientes de una obra que se escribe cada día.En el momento que te vuelves consciente de tu parte inconsciente, significa que ya no estás siguiendo el programa, no eres el programa, si no un Ente consciente que observa el programa” dice el  Dr. Joe Dispenza, Investigador, quiropráctico, conferenciante y autor.

Este no es un paso sencillo y probablemente se nos plantearán muchas dudas. ¿Cómo lo han hecho estos personajes y personas? ¿Qué factores desconocidos han intervenido en sus éxitos y mejora personal? ¿Es verdad que soy responsable al 100%?

Nadie lo sabe del cierto, dado que hay muchos factores que intervienen en un proceso como éste: las emociones, la energía, el estado de ánimo, las creencias… La combinación de todos ellos -y probablemente de otros que desconocemos- crea un cóctel que hace propicio –o no- este cambio.

En la actualidad la ciencia está demostrando que cuando nos decidimos a cambiar nuestra actitud y nos hacemos responsables, efectivamente se producen mejoras a nivel físico que nos ayudan a afrontar los nuevos retos.

En el momento que te vuelves consciente de tu parte inconsciente, significa que ya no estás siguiendo el programa

La neurociencia, la epigenética, la física cuántica… prueban que hay un mundo más sutil, que se muestra receptivo y que actúa en función de aquello que pensamos y sentimos, generando todo un amalgama de nuevas posibilidades que repercute en nuestras vidas. Se trata de nuestro universo interno.

Existe pues un vínculo entre el mundo físico y el mundo circunstancial y nuestra actitud es fundamental para que todo funcione tal como queremos.

Saber a quién hemos dibujado hasta ahora

Si hemos decidido experimentar y ya nos creemos “los creadores conscientes” de nuestra vida, el segundo paso es conocer aquello que verdaderamente nos mueve por dentro… es darse cuenta de los pensamientos inconscientes que tenemos, empezar a notar cuáles son nuestros comportamientos automáticos y empezar a ser conscientes de las emociones que nos limitan” dice el Dr. Dispenza.

... hay un mundo más sutil, que se muestra receptivo y que actúa en función de aquello que pensamos y sentimos, generando todo un amalgama de nuevas  posibilidades que repercute en nuestras vidas

Es un trabajo necesario para saber si el sustrato en el que construiremos nuestro proceso de mejora, tiene alguna grieta. “No es un proceso sencillo. Tienes que romper el hábito de pensar, tienes que romper tus adicciones emocionales, tienes que darte cuenta de tus acciones inconscientes… y esta es la parte difícil” matiza Dispenza.

Esta nueva fase de conciencia no representa un ejercicio para realizar en un periodo concreto de la vida; en realidad se trata de una nueva manera de vivir, de pensar, de sentir… que nos tendrá que acompañar siempre y nos ayudará en todos los retos que nos planteemos de ahora en adelante.

Encontrar la mejor técnica para construir, no siempre es necesario

En nuestro proceso de cambio o de persecución de sueños, podemos utilizar infinidad de técnicas, terapias y recursos. Leer libros, seguir maestros y filosofías nuevas… La repetición de una frase positiva, de un mantra, de una oración o una visualización por ejemplo, son prácticas habituales y sencillas que pueden ayudarnos, tal como fomenta la conocida Louis Hay.

Tienes que romper el hábito de pensar, tienes que romper tus adicciones emocionales, tienes que darte cuenta de tus acciones inconscientes

Sea cual sea la terapia, toda acción hecha sin tomar primero la responsabilidad de analizar nuestro sustrato emocional, será como construir una casa de paja: ante la primera tormenta, se desmontará “… la persona que vive con miedo o culpabilidad no aceptará afirmaciones que no sean iguales a la emoción que siente, de miedo o de culpa: la puerta está cerrada. Y esta es la razón por la cual las afirmaciones no funcionan para mucha gente. Tienen que cambiar primero su estado de Ser”, dice el Dr. Joe Dispenza.

Así que tenemos que ser valientes para reconocer todos estos pensamientos inconscientes y cambiar nuestro estado de Ser. Si pensamos que no lo podemos conseguir o tenemos miedo, las emociones que se producen encaminan nuestros pasos a tomar acciones que nos harán revivir estas emociones. “Los pensamientos en los cuales crees, tan sólo son parejos a los sentimientos que experimentas. Así que si vives con miedo, tendrás pensamientos parejos con estas emociones. Te rindes a estos pensamientos sin análisis y es el pensamiento el que activa tus sistemas corporales…”, explica el Dr. Joe Dispenza.

... toda acción hecha sin tomar primero la  responsabilidad de analizar nuestro sustrato emocional, será como construir una casa de paja

Pensamientos, emociones, sistemas corporales y circunstancias

Hay una fuerte relación entre el pensamiento, la emoción y el cuerpo. Este se adapta biológicamente a nuestra situación emocional, se engancha a los sentimientos que nos dominan, haciendo más fuerte el vínculo y más grande la dificultad para superarlas. Es como un círculo vicioso del cual no conseguimos salir y la consecuencia es nuestra circunstancia personal “Para la mayor parte de la gente… las emociones que viven las sienten tan normales que no las cuestionan” dice el Dr. Joe Dispenza.

La emoción más intensa de todas es el miedo. Si tenemos miedo, toda nuestra vida se basa en este sentimiento. En la naturaleza, el miedo es parte del instinto de supervivencia, puesto que ayuda a todas las especies a sobrevivir gracias a las respuestas de huída, bloqueo, ataque o defensa. Las personas sin embargo, hemos creado miedos imaginarios y ficticios, fruto de rasgos culturales, experiencias pasadas y comportamientos adquiridos que hemos instalado en la mente sin ser conscientes.

El cuerpo se adapta biológicamente a nuestra situación emocional, se engancha a los sentimientos que nos dominan, haciendo más fuerte el vínculo

Los miedos más habituales tienen relación con nuestro futuro, la seguridad, la subsistencia…, las experiencias dolorosas que pasamos y que no queremos volver a repetir…, aquello que puede suceder y que no tenemos la certeza de cómo irá…

Vivimos en una zona que ya conocemos –nuestra zona de confort-, enganchados a nuestras emociones y circunstancias, y preferimos continuar aquí por qué ya sabemos donde nos llevan. Todo lo demás es una zona desconocida que preferimos evitar.

Las recompensas biológicas de salir de la zona conocida

Si queremos mejorar, tenemos que hacerlo desde una zona desconocida por qué pretender cambiar desde un lugar conocido, no funciona “… por qué es una zona donde no se crece. Donde se crece y se evoluciona es fuera de la zona de confort. Esto se ve en el funcionamiento del sistema nervioso central. Se sabe perfectamente, con estudios hormonales y de neuroimagen -imagen cerebral- que cuando una persona percibe una zona como amenazadora, se produce un cambio en el riego del funcionamiento cerebral” explica el Dr. Mario Alonso Puig, Especialista en cirugía general en la Harvard University, conferenciante y autor.

Salir de la zona conocida ayuda a nuestro cerebro a activarse. El resultado es que los mecanismos biológicos se adaptan para que salgamos reforzados, el cuerpo se fortalece y nos prepara para ser más ágiles y resolutivos.

Donde se crece y se evoluciona es fuera de la zona de confort. Esto se ve en el funcionamiento del sistema nervioso central

Acciones conscientes para crear nuevas conexiones

Cuando nos lanzamos a nuevas aventuras, ilusiones y proyectos sin analizar constantemente los posibles resultados, nuestro cuerpo físico experimenta mecanismos de adaptación que favorecen la creatividad: “Las neuronas se regeneran -proceso de neurogénesis- a partir de células madre... Estas neuronas regeneradas, emigran a los hipocampos, que son los centros de la memoria y el aprendizaje y se convierten en nuevas neuronas… se pueden formar entre 500 y 1000 diarias. Se sabe que cambian incluso los mismos genes. Se produce la neuroplasticidad: nuevas conexiones. Pero sólo cuando se sale de la zona de confort y se vive una situación creativa y de oportunidad” explica el Dr. Alonso

Nuestro atrevimiento crea nuevas conexiones y neuronas que se adaptan a esta nueva situación e información. Podemos utilizar estos mecanismos de manera consciente para borrar las adicciones emocionales que tenemos y crear conexiones que se enlacen con emociones nuevas.

Crearemos conscientemente ¡a una persona nueva cada día!

Biológicamente también evolucionamos

Estas nuevas neuronas nos permiten aprender más deprisa, recordar aquello que aprendemos, controlar el miedo y sentir más confianza -segregamos dopamina-, estamos más atentos y somos más creativos. Biológicamente nos reinventamos y tenemos la oportunidad de romper con las adicciones emocionales como la culpa o el miedo “Se trata de desprogramar nuestra mente, a nosotros mismos a través de nuestras vidas. Tienes que buscar nuevos retos, cambiar los comportamientos, aprender y crear nuevos niveles mentales y atravesar los retos” explica Joe Dispenza.

Salir de la zona conocida ayuda a nuestro cerebro a activarse. El resultado es que los mecanismos biológicos se adaptan para que salgamos reforzados

Los nuevos niveles mentales se crean desde una identificación consciente de las emociones más internas que tenemos y que nos dirigen. Una vez hecho, debemos buscar la idea o creencia que la provoca y ¡hacer lo posible para cambiarla!

Porque las creencias son un freno a nuestro atrevimiento y evolución

Como vivimos al nivel de nuestras creencias, ante cualquier reto actuamos siempre en función de ellas. Buscamos información de las experiencias que hemos vivido y decidimos según los límites que nos hemos puesto. “Las creencias que tú tienes en el subconsciente tienen acceso directo a tu inteligencia, tu memoria, tu imaginación, a tu creatividad, a todo!…” explica el Dr. Alonso.

Las creencias afectan nuestras capacidades, las limitan. Por ejemplo, si tenemos la firme creencia de qué nosotros no podemos hacer una cosa, porque en la escuela no nos salió bien, probablemente ya no lo volveremos a intentar. En el pasado nos quedó grabado que no sabíamos hacerlo, ¿porqué intentarlo ahora si ya conocemos el resultado? Forjamos inconscientemente esta creencia y el resultado nos da miedo. “Si no crees en tu capacidad, si no la reconoces, no esperes que los demás crean en ti por que transmitirás por cada poro de tu piel, esta percepción de que no puedes, no vales, no llegas, no lo mereces…” dice el Dr. Alonso.

En cualquier proceso de mejora es importante ser consciente de nuestras creencias, analizarlas, aceptarlas y mimarlas para que se vayan suavemente con el fin de grabar una creencia nueva, este vez más fuerte y positiva que la anterior.

Dejar el programa y creer en el propio éxito… ¡para tenerlo!

Podemos iniciar un proceso de crecimiento personal gracias a un sueño. Éste hará que analicemos nuestras limitaciones y miedos. El mismo sueño nos dirá si somos responsables, si nos creemos directores y creadores, si queremos coger las riendas de nuestra vida y ayudar conscientemente a nuestra mente a superar los límites impuestos para crear nuevas conexiones neuronales, más fuertes y creativas.

En cualquier caso el sueño, la ilusión, la posibilidad de cambio… será el propulsor de todo este proceso “… si de verdad creas una visión que te inspira y te mueve, la mente se abre, porque aquello que el corazón quiere sentir, la mente le demuestra que es posible” dice el Dr. Mario Alonso.

... aquello que el corazón quiere sentir, la mente le demuestra que es posible

La vida que conocemos, empieza en nuestro interior “… cuando combinas aquello que piensas con aquello que sientes, creas un estado de Ser y este estado puede ejercer más influencia en el mundo externo” afirma el Dr. Joe Dispenza. Nuestras circunstancias externas son fruto de nuestras circunstancias internas. Y los personajes que han escrito las frases y citas célebres que muchos conocemos y que compartimos habitualmente, lo sabían por que lo habían experimentado en su propia vida.

El futuro es una invención desde la elección del presente, sin tener en cuenta el pasado. Es una posibilidad que yo creo en mi mente y la vivo como si existiera ya. Y por eso se hace realidad, por que me lo creo. Y creer es crear” afirma el Dr. Alonso.

Hazte responsable, atrévete y cree en tu propio éxito, imprégnate de esta creencia con emoción, borra el pasado y el futuro… y ¡seguro que lo tendrás!

Cristina Jané

 

 

Te ayudamos a clasificar todas tus especialidades terapéuticas.

Si eres profesional o tienes un centro, crea GRATIS un perfil público en PortalHolístic y haz llegar todas tus terapias a quien las necesita. Te damos más informació AQUÍ!

 

Si necesitas a un profesional, los tienes todos aquí!

O quieres encontrar un evento relacionado con las terapias naturales: búscalo aquí


 

 

 

 

 

 

 

 

 

Échale un vistazo a todos nuestros artículos  

• Las 12 etapas para afrontar una enfermedad grave

 

 

Enlaces de interés que aparecen en este artículo:

- Dr. Joe Dispenza. Tu mente crea tu realidad. PortaldelCoaching

- Dr. Joe Dispenza bio

- Dr. Mario Alonso Puig. Conferencia

- Dr. Mario Alonso Puig bio

 



Buscador

centros y profesionales

de las terapias naturales y actividades conscientes

Select the region to restrict your search